2016Calidad en el ServicioClientes F&FEmprendimientoFeher 2016Feher en MediosIncubación y Aceleración de ProyectosLo + RecienteNegocios y FranquiciasUncategorized

“Nuevas malas noticias en la AMF. Lo que nadie se atreve a decir”

Sin título

Universalmente, los rumores cobran una gran importancia en todas las empresas. Son capaces de destruir todo a su paso. Sea una persona o la propia empresa. La fuerza con la que ataca es proporcional al número de personas que propaguen el rumor y por ello, es tan importante que se eviten a cualquier costo. Por otro lado, hay investigaciones que afirman que el chisme se puede tornar positivo para la sociedad, ya que en el caso de ser información privilegiada (con fundamentos), las personas que se enteran de lo ocurrido o del “secreto” pueden tomar y generar acciones que desencadenen cosas buenas. Si no me cree…siga leyendo.

En todos los ámbitos de nuestra vida, el chisme o rumor es el encargado de cohesionar a las personas para hablar horas, meses o años del mismo tema. Y si… señoras y señores: TODOS SOMOS CURIOSOS. Se los voy a demostrar:

¿Quién de ustedes abrió el archivo de este artículo sólo por el título?

Por ello, les invito a participar en esta campaña, que podría titularse: “Campaña en contra de la rumorología de su empresa” o bien, “Salva a tu empresa, mata un chisme”. Se entiende al rumor o chisme como el “Comentario o noticia no verificada que circula entre la gente, generalmente de carácter negativo”.

Exacto. Siempre es negativo el chisme, a menos que sea, como lo dije antes; “con información privilegiada”, que al afectar a algunos, se enteren por algún medio y promuevan acciones para evitar algún daño.

Estudios de la investigadora del Colegio de Postgraduados de la Universidad Chapingo, Verónica Vázquez García, afirma que los chismes “no sólo afectan a las empresas, también, es utilizado como mecanismo de control social, discriminación por preferencia sexual o sometimiento de género, especialmente contra las mujeres, además, si se utiliza al chisme como instrumento de violencia, podemos encontrar que ocurre en todos los niveles de las sociedades, aunque existen sectores que son particularmente vulnerables como los adolescentes y las mujeres de comunidades rurales”.

¿Cuántos casos conocen sobre mobbing (bullying en la oficina) en México? Seguro los suficientes, pero ¿qué hacemos para evitarlo? Por ello, es necesario que los líderes de las empresas de franquicias más exitosas de México tomen acciones certeras contra los rumores. He aquí algunas:

  • Conozcan la raíz del rumor. La información no se filtra sola, siempre, para que sea propagada, se necesita un emisor.
  • Confronten de manera inteligente al emisor. No es necesaria una ejecución pública. En privado atiendan las señales del/los colaboradore(s) que iniciaron el rumor.
  • Informen a los colaboradores sobre los hechos reales. De nada sirve apagar un fuego dentro, cuando afuera hay más pólvora. Una las piezas del rumor y confronte con todos los participantes la realidad.
  • Eviten el radio pasillo, hablando fuerte, claro y contundente sobre todo lo que pase en la empresa, siempre de manera positiva. Eviten las malas interpretaciones de otros.
  • Analicen la sanción a los culpables. La intención con la que se propaga un rumor puede ser dolosa en diversas medidas. Analicen si fue sin querer.
  • No creen falsas esperanzas. La verdad en su forma más dolorosa puede ser asimilada como ustedes lo dispongan, confíen en el personal y hablen de corazón. Eso se nota.

La información es poder y si quiere que sean poderosos en su empresa, es mejor que conozcan lo que ocurre dentro de la misma. Sin disfraces, sin falsas interpretaciones. La manera ideal de evitar el rumor es decir la verdad.

Los invito a hacer la prueba. El rumor será eliminado completamente, cuando encuentre a sus colaboradores más comprometidos y hablando bien de la empresa. Si lo logra, está haciendo lo correcto. Recuerde que la mala intención de las palabras suelen ponerlas las personas negativas que sólo quieren ver arder el mundo que les rodea.

Por:  Maribel Carbajal.

Fuente: BBC Mundo.

Feher & Feher

Consulting

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.